Suscribirse vía feed.

Mapas medievales: El mundo es un trébol (o la construcción de un símbolo)

Escrito por jose barreda , marzo 21, 2007 – 2:47 pm

En la época en que vivió Heinrich Bunting (1545 – 1606), ya hacia un buen tiempo que se había dejado atrás las representaciones de la tierra en forma de O-T, y el mundo occidental sabía (y asumía) que el mundo presentaba formas irregulares y muy alejadas del ideal platónico de formas geométricas perfectas, por lo tanto es de suponer que la ejecución del mapa “Cloverleaf” (algo así como hojas de trébol), por parte de Bunting, fue intencionalmente esquemática, buscando con ello la construcción de un icono y no una representación real.

Fragmento de mapa de Heinrich Bunting

.

jose barreda

Los mapas medievales fueron una suerte de simplificación de los diagramas romanos, en ellos una circunferencia delimitaba el mundo conocido, en tanto que los continentes (Asia, Europa y África) eran divididos por una suerte de T; la línea vertical dividía al continente de Europa de África y la horizontal a estos dos territorios del continente de Asia (oriente) que abarcaba la parte suprior, quedando en el centro Jerusalén. En realidad esta concepción tripartita del mundo fue inspirada por la repartición del mundo, expresada en la biblia, a través de la historia de Noé y la distribución del mundo entre sus hijos: Sem, Cam y Jafet. En los primeros años del cristianismo los mapas y esquemas romanos sufrieron un sincretismo profundo que los llevó a simplificaciones verdaderamente impresionantes, y de una función utilitaria con intención descriptiva, pasaron a ser representaciones (iconos) de la nueva concepción religiosa imperante. Es en esos términos que deben ser vistos los también denominados “mapas O-T” o “mapas noeicos”.

El mapa elaborado por Heinrich Bunting en el siglo XVI se basa en estos diagramas del medioevo, y sobre su morfología cristiana, con libertad absoluta, los modifica para crear esta representación fitomorfa (hojas de trébol). Esta fórmula fue usada, posteriormente, tomando como base animales o personas (o más bien; personajes) para representar diversas naciones con la finalidad de remarcar, acentuar o caricaturizar el carácter general de dicho país (ver aquí).

Mapa de Heinrich Bunting (color)

.

Vínculos:
Mapa en alta resolución (ver aquí)
Fuentes:
Historia de la cartografía, la tierra de papel
Blographos: Mapa y caricatura (ver aquí)
Strange Maps (ver aquí)


Categorías: “Arte, Cartografía, Geografía, Semiótica” , tiene 1 comentario, hasta el momento.
Si te gustó este artículo deberías suscribirte vía RSS.

1 comentario, hasta el momento- Agrega uno»

  1. 1. marta de esparta dice:

    qué cómoda era la profesión de cartógrafo hace unos siglos… hasta yo sería capaz de hacer algo así :P

Post a reply